Submit your work, meet writers and drop the ads. Become a member
Carolina Jun 25
Si usted no me recuerda
está bien,
me perdí en algún lugar
y tal vez ya no voy a volver.
Si usted no me recuerda
está bien,
mi esencia es de fantasma
y no me puede ver.
Nis Jul 2018
"Furia color de amor,
amor color de olvido"
-de "Un río, un amor" por Luis Cernuda

olvido color de olvido,
amargo color de amor,
tintado de olvido.
Frágil aroma de remordimiento
suave sabor de lamentos,
lamentos con timbre de lágrimas rotas,
rotas y con olor a desesperanza,
desesperanza color de sinestesia,
que es un nombre más para mi muerte.

//

"Fury the colour of love,
love the colour of oblivion."
-from "Un río, un amor" ("One river, one love") buenos Luis Cernuda

oblivion the colour of oblivion,
bitter colour of love,
dyed of oblivion.
Fragile scent of remorse
soft traste of laments,
laments the timbre of broken tears,
broken and with the odour of despair,
despair the colour of synaesthesia,
which is another name for my death.
Probably the most famous verses by the Spanish poet. This was harder to translate but I did my best.
Amarte u odiarte
Con ninguna de las los lograría olvidarte
Pero, ¿Es en realidad lo que deseo?
Mi razón me dicta enterrar tu presencia
Mas, en mi casa solo abunda tu esencia
Palpitaciones en el torax
Taquicardia sinusal
Dopamina que circula en mí, al pensarte
Bradicardia
Benzodiacepinas que ingiero para olvidarte
Traigo sus ojos conmigo,
los llevo para poder observar de cerca
como él, para olvidarme, se aleja a toda prisa
magullando y lastimando sus encogidas huellas,
entre las espigas empalagosas,
más allá de una vieja y arcaica alameda.

El ya no huele a miel naranja en sus pupilas,
tiene tantas mentiras arrastrando por ese campo!
que las últimas primaveras que viva,
las vivirá fingiendo,
que ama los huecos de los árboles,
cuando yo sé muy bien,
que mueres por la alquimia filosofía.

Un día cualquiera, lo sé,
cuando el sol venza al fin su cansancio,
oxigenará su monótona vida
con alguna brisa perdida por el terruño,
y me recordará.
Me recordará en los murmullos opacos
y casi con amargura en su piel,
sabrá, que jamás pudo olvidarme,
a mi, a su única quimera endemoniada,
la que lo hacia encender
vibrar, morir y vivir.

Entonces, cuando los días se le acobarden
en los orgasmos,
clamara en silencio mis labios
y se maldecirá por haber dicho
tantas mentiras
y por ocultar tantas verdades.

Ya sabes que no te bendigo vida mía,
porque siempre yo fui, una mujer
con infiernos perversos, en los labios.

LAS PALABRAS QUE PARTIERON

Valentina de la Canal.
copyleft Reserved 2008

— The End —